Nitric Oxide 3X

7 técnicas para mejorar el rendimiento físico

Mejorar el rendimiento deportivo es más fácil que nunca hoy en día. Con las recientes innovaciones en tecnología y metodología de entrenamiento, los atletas están haciendo cosas que nunca pensamos que fueran posibles.

Pero si estás tratando de mejorar tu rendimiento, seguro te estás preguntando, ¿por dónde debo comenzar? Con tantas opciones, puede resultar abrumador decidir.

Por eso recopilamos algunas técnicas en las que aprenderás los mejores métodos para llevar tu entrenamiento al siguiente nivel sin complicar demasiado las cosas.

1. Varía el entrenamiento

Para muchas personas, los ejercicios funcionales son la mejor opción. Mejorar el rendimiento físico no se trata de esculpir el cuerpo o perder peso por el simple hecho de hacerlo. Se trata de mejorar la fuerza muscular, el tiempo de respuesta y la destreza mental. Los ejercicios funcionales son una gran base y siempre deben ser parte de tus entrenamientos.

Básicamente, el objetivo de estos ejercicios es ejercitar los músculos que usarás durante el entrenamiento. No solo pueden acondicionar tu cuerpo para reaccionar ante diferentes situaciones, sino que estos ejercicios pueden hacer mucho para prevenir lesiones musculares.

Además de los ejercicios funcionales, es importante cambiar las cosas de vez en cuando, realizar los mismos ejercicios día tras día, semana tras semana no es la forma de alcanzar todo tu potencial. Tu cuerpo se acostumbra a esa estimulación. Esto puede provocar un estancamiento en los resultados. Se recomienda que mezclar los entrenamiento cada dos o tres semanas.

2. Realiza un seguimiento

Realizar un seguimiento de tu rendimiento durante el entrenamiento es una excelente manera de impulsar tu cuerpo más. Los datos son un excelente motivador y te permitirán saber cuánto estás progresando; puedes realizar un seguimiento de tu progreso de una actividad o entrenamiento específico. Utiliza esos datos para establecer pequeñas metas y así antes de que te des cuenta, estarás millas por delante de donde estabas antes.

La tecnología moderna ha hecho que sea increíblemente fácil medir tu rendimiento. Los relojes de fitness pueden actuar como un centro de información, registrando constantemente diferentes parámetros de tu movimiento. El equipo más avanzado es capaz de medir la distancia de carrera, la frecuencia cardíaca, las repeticiones de ejercicios y mucho más. Registra esos datos en tu computadora, tableta o teléfono inteligente y podrás analizarlos por completo.

3. Hidratarse es importante

No hace falta decirlo, pero mantenerte hidratado debe ser tu principal prioridad durante tu entrenamiento. No es difícil deshidratarse. Ya sea que estés en un parque bajo el sol o en un gimnasio fresco, tu cuerpo perderá líquidos a través del sudor.

Mientras haces ejercicio, tus músculos producen calor y esto incrementa la temperatura corporal central. Sudar es solo un intento de tu cuerpo de refrescarte. Durante una rutina de ejercicio particularmente intensa, tu cuerpo podría perder hasta 45 onzas de agua por hora. Por eso es importante que tengas agua siempre a la mano.

La deshidratación puede ocurrir muy rápidamente. Puedes comenzar a perder el conocimiento en medio de una repetición difícil y lesionarte, o puedes experimentar un golpe de calor repentino.

4. Dedica tiempo a la recuperación corporal

El proceso de recuperación es tan importante como el entrenamiento en sí. Hay varias razones para esto; la primera, ayuda a prevenir lesiones. Tus músculos necesitan tiempo para sanar, luego de que haces ejercicio tu tejido muscular experimenta pequeños desgarros. La recuperación es una parte crucial para hacerse más fuerte y aumentar el volumen muscular.

Si eliges superar el dolor y no le das a tu cuerpo el tiempo suficiente para recuperarse, solo te estarás buscando una lesión. La falta de recuperación adecuada es una de las causas más comunes de desgarros musculares y lesiones graves.

En segundo lugar, necesita reponer tu reserva de energía. El glucógeno muscular, que es básicamente la forma almacenada de carbohidratos, se usa cuando se hace ejercicio, es el suministro de energía de tu músculo. Durante la fase de recuperación, puedes restaurar tu suministro de glucógeno muscular para el próximo entrenamiento.

5. Entrena tu cerebro

Es posible que hayas escuchado la frase: “La mente es el músculo más poderoso del cuerpo”. Si bien el cerebro técnicamente no es un músculo, ese dicho tiene mucha verdad. De hecho, entrenar tu cerebro es una de las formas más efectivas de mejorar tu rendimiento atlético y obtener una ventaja sobre la competencia.

Atletas profesionales de todo el mundo realizan ejercicios de rendimiento cognitivo para ayudar a mejorar los tiempos de respuesta, la precisión visual, la memoria y mucho más. Si bien puede parecer que no estás haciendo mucho al principio, no tardarás en ver los beneficios.

6. Aliméntate de forma correcta

Eres lo que comes, ¿verdad? Para algunos, mejorar el rendimiento deportivo puede ser tan simple como comer los alimentos adecuados. Obviamente, los atletas de alto nivel siguen dietas mucho más estrictas que una persona que solo quiere estar activo y saludable.

Para llevar tu cuerpo lo más lejos posible, necesitas comer alimentos saludables en el momento adecuado. Todo empieza por la mañana. En lugar de comer cereales azucarados y desayunos rápidos poco saludables, debes consumir un suministro saludable de carbohidratos, proteínas y grasas. Un abundante desayuno por la mañana proporciona mucho combustible para tus músculos y, al mismo tiempo, le da la energía para comenzar el día.

Cuando planifique sus comidas, es importante evitar los azúcares simples y los carbohidratos simples. En su lugar, opte por alternativas más saludables como los carbohidratos complejos.

Los carbohidratos complejos como los alimentos de trigo integral, las verduras saludables, las legumbres y más, se descomponen mucho más lento. Esto regula el azúcar en la sangre y mantiene tu índice glucémico relativamente bajo. Por lo tanto, tendrás un suministro constante de energía durante todo el día.

7. Apóyate en suplementos

A veces, no puedes obtener todos los macronutrientes esenciales que necesitas solo de las comidas. Los suplementos proporcionan esas importantes vitaminas y minerales que necesita tu organismo para mantener bajo control todas las funciones de tu cuerpo, por eso es tan importante.

Los suplementos son una excelente manera de asegurarse de que estés lo más saludable posible para hacer lo que necesitas hacer, y más si tu objetivo es incrementar rendimiento al entrenar. Nitric Oxide 3X de Get Ripped es un producto a base de Citrulina, Arginina, Agmatina y Bioperina, el Óxido Nítrico incrementa el rendimiento al hacer ejercicio, reduce la fatiga muscular y el tiempos de recuperación tras el ejercicio, además no contiene azúcar, colorantes artificiales, saborizantes artificiales, trigo ni productos lácteos, una ayuda muy valiosa para el proceso de incrementar el rendimiento físico y la recuperación muscular.

Únete a la conversación

TOP
Arrow

CARRITO 0

ENTRAR
Favoritos
Ingresa a tu cuenta
Regístrate

Tus datos personales se utilizarán para procesar tu pedido, mejorar tu experiencia en esta web, gestionar el acceso a tu cuenta y otros propósitos descritos en nuestra política de privacidad.

Password Recovery

¿Perdiste tu contraseña? Ingresa tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirás un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.